lunes, 17 de julio de 2017

La cosecha de hoy, poema para los mercados



Esta es la cosecha de hoy.
nuestro esfuerzo yace sobre la mesa junto la oscura bascula.
Pesar el trabajo, medirlo, calcularlo....
!Que duro es esto para un alma noble!

Un muro y una ventana ,
nos separa de las matas donde ha transcurrido nuestra acción.
Huelo las hierbas.
El olor a jarabe de las tomateras.
Ahora llega el gran grito devastador:
El del mercado.
A él le da igual el sufrimiento, la explotación, los oprimidos.
Le manda al pobre :
Levántate y anda.
Y el pobre sin espíritu obedece.
Esta es nuestra cosecha de hoy.
Yo soy su sembrador.
¿ tendré pues que soportar los disparates del mercado?
No.
hoy mi fruto será repartidos entre amigos y enemigos.
Esta es la cosecha de hoy.
El triunfo de las penalidades.
La que es regalada en medio de las necesidades.
Así habla la voz en el trigo.
El alma forjada en la fragua del dolor.
La vida en peligro.
EL hombre sin honra.
EL que es perseguido.
Yo emprendedor.

Mensaje para mañana:
hoy he ganado a los mercados, al final los he regalado, pero tengo más, quien quiera que pida, no bajo el precio,


Angelillo de Uixó.